domingo, 5 de junio de 2016

REFLEXIONES CAROLINGIAS  (V)

Tenía un nivel de vida por encima de sus posibilidades. Eso le valió, el día de la riada.
 
No está demostrado que Calderón de la Barca se inspirara en una Marmota para escribir "La vida es sueño"

"Si no he cumplido mis obligaciones con Hacienda—afirmó un contribuyente—, es porque no he encontrado una mujer que se llamara Renta, a la que poder declararme".

—Hay veces, como ahora, que me miro en el espejo y... no sé, me veo con más arrugas, más viejo...
— ¡Imbécil! El espejo está en la otra habitación. ¡Estás hablando con tu padre!

En su trabajo, se le consideraba un "Pata Negra", pero no dejaba de ser un cerdo.

Al superar ampliamente el tiempo de estacionamiento permitido, el coche de un corrupto, cargado hasta los topes con billetes de 500 euros, fue sancionado. "Es injusto—comentó el afectado— a mis empleados no les multan y sus billetes de 20 euros desaparecen, rebasando con creces. el límite de velocidad.

Sinceramente, Manuel, poner en el escaparate de tu tienda de Antigüedades la foto de los bisabuelos, no me parece una idea afortunada.

En el reloj del Amor, es mejor marcar las doce que no las seis.

Cuando la eligieron Reina de las Fiestas, sustituyó el cartel del rellano donde vivía en la Planta Baja por otro que decía: Planta Maja.

Se quejaba de que siempre, "por muy poco", no le tocaba la lotería. "Sirva de ejemplo—decía—, que en el último sorteo, el premio gordo ha caído en mi misma localidad". Vivía en Madrid.

Para ser fiel a su dieta de adelgazamiento no miraba ningún menú, ni siquiera el del móvil.

Era gordita pero sin complejos. Sabía que la circunferencia es la curva más perfecta. 

Fotografía de santos Pintor Galán

No hay comentarios:

Publicar un comentario