domingo, 5 de marzo de 2017

¡CÓMO DEFINIRTE!

El orden cierto encuentra en ti
su verdad profunda,
creadora del universo todo.
Eres, mujer, salvadora de abismos,
luz que ilumina las cavernas,
música celestial,
viento suave que estremece
despertares inciertos.
Abrigo en el duro invierno
de la vida, primavera en plenitud
al tenerte cerca,
inhóspito desierto en lejanía.
Vencedora de soles y tormentas,
descanso suave: jardín y seda.
Transparente mar, embravecido a veces,
y remansado en la playa
de todas las arenas en las que has dejado
mil veces tu huella.
Eres eso y mucho más, mujer:
un corazón y un alma
entrelazados, para dar a este mundo
sentido a su existencia.


Fotografía de María Teresa Álvarez

No hay comentarios:

Publicar un comentario